Sitio Web Oficial de la Gobernación de Boyacá

Ante el paro agraria se advierte realizar recolección de basuras en los muncipios

En atención al difícil panorama que presenta el territorio departamental, asociado al desarrollo del paro agropecuario y su directa incidencia en la prestación normal del componente de disposición final de residuos sólidos urbanos en los municipios de la jurisdicción, CORPOBOYACÁ comunica que con el fin de conjurar de manera temporal la situación en referencia y evitar probables escenarios de emergencia sanitaria, se deberá considerar la adopción de las siguientes medidas, según sea el caso que aplique:

- Iniciar en forma inmediata un programa de divulgación radial, dirigida a los suscriptores del servicio de aseo, para que adopten prácticas de minimización y separación de residuos sólidos de forma limpia y seca al interior de sus domicilios, lugares de trabajo y estudio, procurando presentar para su recolección tan sólo los de características orgánica y sanitaria en forma separada

- Informar a las empresas prestadoras del servicio de aseo municipal, para que estas a su vez indiquen a los suscriptores del servicio, a través de los medios de comunicación (radial y televisivo), que por circunstancias asociadas a la situación actual de orden público, desabastecimiento de combustible e imposibilidad de ingresar y disponer los residuos generados en el sector urbano, en los rellenos sanitarios; la recolección de residuos se realizará bajo frecuencias más amplias, razón por la cual las empresas deberán diseñar las rutas de recolección contingente y los horarios ajustados a tal condición e informarlos a la comunidad en forma inmediata, para evitar así la dispersión de desechos en las vías públicas.

En consecuencia de lo anterior, las administraciones municipales y las empresas prestadoras del servicio de aseo, deberán ubicar áreas cercanas a los centros urbanos, pero con baja densidad poblacional, cuyos suelos sean arcillosos preferiblemente y se evidencie la no existencia de fuentes de agua; para que en desarrollo de las medidas contingentes de recolección, se almacenen allí bajo cubierta los materiales inorgánicos aprovechables, se realicen procesos previos de compostación sobre la fracción orgánica y se implementen procesos controlados de incineración de los residuos higiénicos, para lo cual se podrá utilizar unidades metálicas, como barriles, recomendándose que la incineración de estos materiales higiénicos no exceda las cinco (5) horas diarias.

El material resultante de la incineración deberá ser dispuesto en zanjas con cubrimientos de tierra no inferiores a 50 cm, bajo el compromiso que una vez desaparezca la situación de emergencia, los materiales allí dispuestos, deberán ser trasladados al relleno sanitario como normalmente se ha realizado.

Para las prácticas de compostaje, se podrán implementar zanjas de (3 a 4m) de ancho y (2 a 3 m) de profundidad para el tratamiento de residuos orgánicos para convertirlos en compost, para tal efecto, se deberá considerar una longitud de 1m por cada 1000 habitantes, evitando que las zanjas implementadas estén descubiertas por más de cinco (5) días.

En caso de persistir las dificultades de disposición final de residuos sólidos urbanos en los rellenos sanitarios, por la actual condición de emergencia superando un espacio de quince (15) días, los municipios podrán adecuar áreas provisionales tipo zanja de 1,5 a 2,5 m de profundidad x 1,5 a 2 m de ancho; estimando 1m de largo por cada 200 habitantes; adecuando su fondo con arcilla y previendo su cubrimiento con una capa de tierra de 20 a 30 cm, al final de cada día de operación de esta alternativa, previa compactación; estimándose con ello una vida útil de ocho (8) días, aclarando que una vez resuelta la emergencia, se deberá evaluar el traslado del material depositado al relleno sanitario, reconformándose y restaurándose las áreas intervenidas.

Como medida preventiva y como se ha informado en reiteradas ocasiones se recomienda mantener actualizado el Plan de Gestión Integral de Residuos Sólidos PGIRS, así como en el plan o esquema de ordenamiento territorial, teniendo en cuenta la inclusión en los mismos de las áreas potenciales para el desarrollo de sistemas de tratamiento o manejo final de residuos sólidos urbanos.

Se advierte que la selección de áreas y la implementación adecuada de las medidas temporales sugeridas en la presente comunicación, queda supeditada a las responsabilidades que le asisten a los municipios, con base en lo definido en las Leyes 99 de 1993; 142 de 1994 y 388 de 1997 y demás normas concordantes, haciendo énfasis, en que las mismas no se constituyen en permisos o autorizaciones para aprovechar y/o afectar recurso natural alguno o generar procesos contaminantes sobre el entorno local o regional de influencia de esta Corporación. (Fin/Corpoboyacá).