Sitio Web Oficial de la Gobernación de Boyacá

“Se está trabajando en uno de los pilares de la gestión del riesgo que es el conocimiento y la prevención”: Diego Romero.

Tunja, abril 20 de 2017.(OPGB). A partir del mes de marzo bajo la coordinación y el apoyo del Consejo Departamental para la Gestión del Riesgo, se ha venido avanzando en la “Jornada Técnica Departamental”.

Según Diego Romero, coordinador departamental para la Gestión del Riesgo, se realizan reuniones periódicas con los coordinadores de los consejos municipales de Gestión del Riesgo en las capitales de provincia. “Realizamos capacitaciones analizando el contenido programático que debe tener cada municipio en materia de gestión del riesgo, pero especialmente en prevención”, sostuvo el responsable de la gestión del riesgo en Boyacá.

Igualmente, se evalúan los planes de contingencia, y se le entrega el consolidado a cada uno de estos funcionarios, con el fin de que elaboren los respectivos ajustes y establecer el apoyo que cada municipio requiere por parte de la Unidad.

En dos semanas se culminará la gira departamental, y que hasta el momento se han visitado 80 municipios.

Precisó, que esta semana y luego de la realización del Primer Consejo Departamental para la Gestión del Riesgo, se adquirieron unos compromisos como el de visitar municipios que tienen alto riesgo especialmente en lo que tiene que ver con la influencia, que en los cascos urbanos, tienen algunas fuentes hídricas, caso específico los de Labranzagrande, San Miguel de Sema, Chiquinquirá, Puerto Boyacá, Pajarito y Santa María.  

En Labranzagrande, en compañía de las autoridades, se hizo un recorrido a los escenarios más puntuales de riesgo que tiene el municipio, se concretaron acciones inmediatas a realizar, entre ellas: el estudio para salvaguardar el sector sobre el cual está ubicado el casco urbano de la población.

En Pajarito, conjuntamente con la comunidad, autoridades y cuerpo de bomberos, se analizó la situación que se presenta con la socavación del río Cusiana. Se recomendaron medidas pertinentes de acción inmediata a corto mediano y largo plazo.

En Santa María, en las veredas La Grande y Santa Cecilia, se inspeccionó el accionar de la quebrada La Cristalina y un punto donde se observa una fumarola en el sector donde existen aguas termales y en el sector de La Playa visitando la escuela que presenta fallas estructurales.

“Se está trabajando en uno de los pilares de la gestión del riesgo que es la prevención el conocimiento y el reaccionar de manera oportuna cuando sea necesario”, afirmó el Coordinador Departamental para Gestión del Riesgo de Boyacá (Fin/Carmenza Reyes Becerra-OPGB).

Oficina Asesora de Comunicaciones y Protocolo

Gobernación de Boyacá.  



 

 

.